Nuestros cursos de formación se diseñan a medida para cada empresa, por lo que nuestros profesionales pueden desplazarse hasta las instalaciones de la compañía, realizando allí el curso y las simulaciones de situaciones de emergencia adaptadas a los factores de riesgo de la propia empresa, así como a su personal y a los agentes extintores disponibles. Realizamos un plan adecuado de evacuación y lo ponemos en práctica, garantizándole la mejor seguridad.

Por otra parte, disponemos de un terreno propio donde podemos acudir a realizar los ejercicios, en caso de que la empresa no pueda disponer de sus instalaciones. Este campo de pruebas nos permite realizar simulaciones muy interesantes sin límite de espacio, permitiendo además a los alumnos experimentar con situaciones y agentes extintores que de otra manera quizá no tendría la oportunidad de conocer.